24.1.05

Memories of Murder

(Crónica de un asesino en serie)

Lo admito, detesto a los asesinos en serie. Y no es por su particular forma de emplear el tiempo libre (resultan mucho más depravadas las colecciones de kiosco), en realidad el problema viene porqué me los han hecho aburrir. Me fascinaron cuando en la “Matanza de Texas” convertían a un puñado de adolescentes acneicos en un montón de butifarras (yo sigo pensando que la sociedad ganaba con el cambio) y me cayeron simpáticos cuando refinados psiquiatras acompañaban los menudillos de carcelero con un Chardonnay.
Pero ya cansan.
Dicho esto, y aunque pueda parecer contradictorio, Memories of Murder es una película cojonuda. Y lo es porqué, a pesar de su título, la historia no trata sobre un asesino en serie. Gira alrededor de tres policías que intentan resolver unos misteriosos asesinatos en Corea del Sur. Los tres personajes son unos desgraciados, alguno de ellos lo sabe, los otros lo descubrirán. En realidad al director Bon Joon-ho se la repampinfla soberanamente el personaje del asesino. Su papel es casi anecdótico y funciona más como catalizador que como eje de la trama. Lo importante son estos tres personajes que quizá no guardan cabezas humanas en su congelador, pero son igual de peligrosos.
Uno de los muchos puntos fuertes de la película es la habilidad con que el director nos lleva de la comedia al drama, de la tragedia a la ironía para acabar asestando una contundente patada en la entrepierna del espectador.
No se la pierdan, hay patadas en la entrepierna que es necesario encajar.

Publicar un comentario