9.1.09

Rarezas

El otro día le decía a una chica que voy muy poco a las salas de estreno pero que casi cada semana voy a ver alguna película a la filmoteca y me miró con una cara muy rara, de entre sorpresa y temor, como si le hubiese confesado que por las mañanas desayuno carne de bebé cruda.
Mi teoría es que reaccionó así porque no lo había probado nunca, ni una cosa ni la otra.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Bah. La gente no comprende lo que le es ajeno y rarucio.

Es difícil de aceptar.

Surlaw dijo...

A mí me miran así siempre.

Pziko dijo...

Mis colegas me miran raro cuando les digo que quedo con un amigo para ver peliculas en mi casa en vez de irnos de botellones.
Ahi queda la cosa

THEBUCKMUNSTER dijo...

A CADA UNO LE GUSTA UNA COSA DIFERENTE... INCLLUSO DENTRO DEL MUNDO FILMOGRÁFICO EXISTE TAL VARIEDAD QUE CUANDO UNO HABLA DE CINE REALMENTE TE PUEDES LLEGRA A PREGUNTAR ¿DE QUE COÑO ESTÁ HABLANDO?

EN LA DIVERSIDAD DE GUSTOS ESTA LA VIDA PLENA.
http://espacioextracultural.blogspot.com/