3.8.05

L'Auberge Espagnole

(¿¿¿Una Casa de Locos???)

Antes de nada, vamos a dejar claro que la mayoría de "estudiantes" con Beca Erasmus son unos vividores con más jeta que espalda, que se pasan un año de vacaciones subvencionadas con dinero público y que, pese no progresar demasiado académicamente, al menos aprovechan que viven unos meses alejados de los padres para probar diferentes drogas, hacer turismo y aprender algunas normas básicas de convivencia...
Pero, eso sí, suelen ser buena gente, a mí al menos siempre me han parecido unos seres simpáticos, fiesteros y promiscuos que se aparean entre ellos y salen de fiesta entre semana y -por mucho que digan sobre la integración cultural- en realidad casi siempre acaban formando guetos de guiris, más que nada porque pocos nativos honrados que estudien o trabajen son capaces de seguir su alocado ritmo de vida.
Y que conste que yo cuando era joven lo intentaba, y conocí bastantes de estos individuos... y era divertido porqué la primera semana les podías enseñar los sitios típicos para hacer turismo pero la segunda ya eran ellos los que te guiaban por los bares más fardones de tu propia ciudad.

Y a todos ellos, casi sin excepción, les encantó L'Auberge Espagnole. Porque trata sobre estudiantes erasmus y porque está ambientada en Barcelona y porque al guionista no se le va la bola con moralejas fáciles.
Y los erasmus veían la peli partíendose el culo y luego decían las mismas tres palabras que se supone que dijo Juan Pablo II cuando vio La Pasión de Mel Gibson:

"Sí, así fue"

En un interludio educativo, valdría la pena aclarar que la expresión francesa "auberge espagnole" hace referencia a un lugar buenrollero en que cada persona trae algo y todo se comparte con los demás...
porque parece ser que en España carecemos de expresiones tan bonitas, con lo que la traducción lo dejó en "Una Casa de Locos" y si, según se suele dar a entender, Cédric Klapisch lo que prentendía era dibujar una metáfora sobre la construcción europea ya desde el mismo título, ¿quizá la traducción fue mucho más acertada de lo que podría parecer a simple vista?

Pero bueno, la peli no es más que una comedia romántica de apareamientos multiculturales, y sin embargo resulta muy simpática y toca, aunque sea de refilón, unos cuantos temas interesantes:
a) la utopia de la construcción europea,
b) la arbitrariedad de los roles sexistas,
c) la integración cultural,
d) la immersión en el mundo laboral y la conveniencia de perseguir una vocación o perseguir un sueldo,
e) los prejuicios y estereotipos nacionales,
f) los dilemas de los patriotas que se dedican a la docencia y quieren impartir sus clases en el idioma de la región aunque se les hayan matriculado alumnos que no entienden ni una palabra,
g) ...
(y por supuesto, el tema que resultó más polémico y que generó más debate fue el f)).

Y ahora se ve que han sacado una secuela llamada Las Muñecas Rusas que transcurre en San Petersburgo (aka: Leningrado), y que si algún día tengo tiempo ya la iré a a ver y les diré qué tal... Porqué además, todo hay que decirlo, todas las jovencitas y jovencitos que aperecen en ambas están de muy buen ver.

Nota: notable alto.

Publicar un comentario